Curiosidades del cantón de Escazú

2230
0
Compartir

Escazú es un cantón lleno de leyendas, historia y tradiciones que pocos conocen, por eso Conozca Escazú recopiló algunas de las principales curiosidades del cantón en este artículo. Cuéntenos si usted conoce alguna otra para agregarla a la lista.

1. Lugar de descanso

Escazú2

 

El nombre Escazú proviene de la voz indígena Itzkatzú, que según el historiador escazuceño, José Rafael Flores, significa sesteo o piedra de descanso.

Flores afirma que el territorio que actualmente corresponde al cantón, se usaba como sitio de descanso para viajeros indígenas, semi-nómadas, que iban hacia Pacaca, lo que hoy en día es Ciudad Colón.

2. El viejo Escazú

Calle-de-Escazu-centro-1960_zps88917e95

Se cree que el cantón posee una de las poblaciones más antiguas de Costa Rica. Se tienen registros de ocupación del territorio del cantón antes de la llegada de los europeos, y la villa de Escazú fue poblada hacia 1600, antes incluso que la fundación de San José. Además era un territorio enorme, ya que antes de crearse el cantón, Escazú lo conformaba Santa Ana, Mora, Puriscal, incluso parte de Turrubares.

Lea también: Historia del cantón de Escazú

3. Tierra de leyendas

Brujas

Escazú es un cantón caracterizado por ser cuna de muchas leyendas. Las brujas son parte esencial de la identidad de Escazú. Son protagonistas en multitud de mitos y leyendas  desde los tiempos coloniales, por lo general como seres siniestros pero en algunas ocasiones también benéficos. Tal cantidad de historias fantásticas es algo que distingue a Escazú y un motivo de orgullo para los habitantes del cantón. 

Se dice que Escazú era uno de los dominios de la bruja más famosa de Costa Rica, Zárate, de quien se cuenta que residía durante los inviernos en la Piedra Blanca de San Miguel. Se dice también que con ella vivía la Tulevieja, espanto con forma de mujer pero patas y alas de ave, y que por las noches ambas sembraban el terror con sus gritos.

Lea también: ¿Por qué Escazú se conoce como la “Ciudad de las brujas”? 

No eran las únicas de las que se habla en tierras escazuceñas: existen leyendas acerca de otras brujas como doña Fustes, que lanzaba maleficios sobre las personas clavando alfileres en sus retratos para matarlas lentamente; o María La Negra, que se transformaba en una gran chancha negra para ir a asustar en el pueblo. 

4. ¿De verdad hubo brujas en Escazú?

judía

Todos le llaman “La Ciudad de las Brujas”, por todas partes las brujas aparecen en los nombres de restaurantes, comercios y equipos de fútbol del cantón. Hasta el escudo oficial de Escazú se representa con un bruja voladora. Pero ¿de verdad hubo brujas en Escazú o no es más que un mito?

Pues para los historiadores no es más que un gran mito, y todo nació por el gran número de judios que se asentaron en el cantón. Y es que del gran número de los judíos que llegó a Costa Rica escapando de la muerte y de la persecución en Europa durante 1492 se refugiaron en Escazú. Curiosamente, algunos historiadores costarricenses afirman que la palabra Escazú viene de la voz indígena ITZKATZU que significa “Lugar de descanso”. Y realmente fue “descanso” lo que los judíos encontraron en ese pueblo.

Lea también: ¿De verdad hubo brujas en Escazú?

Ellos se escondieron en Escazú con el fin de  borrar sus raíces judías por temor a perder la vida. Cambiaron sus apellidos y comenzaron a vivir su fe judía y sus tradiciones de manera secreta. Debía ser de manera secreta ya que el Acta de la Independencia de Centro América de 1821 estipulaba una serie de condiciones, entre ellas, aceptar y practicar la religión Católica como única en el país. Los judíos escazuceños continuaron reuniéndose secretamente en sinagogas ocultas dentro de sus propias casas,  en los sótanos o en sus patios traseros.

Vela mano Palm

Es aquí donde nació la creencia popular de que Escazú es “La Ciudad de las Brujas”. La creencia nació cuando las personas ajenas al judaísmo y ajenas a Escazú, se enteraban de que en un día determinado de la semana, todas las mujeres de Escazú se apresuraban a sus casas, encendían velas, hacían extraños movimientos con sus brazos alrededor de las velas, y pronunciaban palabras y cantos inentendibles para todos los que desconocían el idioma hebreo.

5. Valentía escazuceña a combate

Campaña del 56

De acuerdo con el historiador José Rafael Flores, durante la Campaña Nacional contra los Filibusteros en 1856- 1857, Escazú se convirtió en una de las comunidades que más soldados aportó a la heróica causa. 126 escazuceños se unieron a la Campaña Nacional, al mando del capitán Mercedes Guillén, que también era escazuceño. De hecho, algunos historiadores aún plantean que el papel trascendental del capitán Mercedes Guillén es comparable al del héroe nacional Juan Santamaría.

En la primera batalla fallecieron 57 personas y hubo 14 heridos escazuceños, lo que convirtió a Escazú también en uno de los cantones en los que más personas fallecieron.

6. Cuna de la mascarada costarricense

Encanto 5-1

Escazú es  uno de los cantones donde nació la tradición de la mascarada tradicional costarricense. La tradición de la mascarada costarricense, conocida también como mantudos o payasos, son herencia de las fiestas de gigantes y cabezudos españolas y datan de la época de la colonia española en Costa Rica.

Lea también: Turismo rural, la otra cara de Escazú

Su verdadero origen se dio en en la ciudad de Cartago, capital colonial del país. Sin embargo cantones como Escazú, Desamparados, Nicoya, Guatuso, Barva y Aserrí, desarrollaron gran tradición con talleres de mascareros

En el caso de Escazú, la tradición fue introducida durante el siglo XIX por don Santiago Bustamante Guerrero, primer mascarero del cantón, quien además fue maestro de obras, pintor, escultor, carpintero y artesano.

7. Un cantón de contrastes

Conozca Escazú

Escazú es uno de los pueblos de Costa Rica donde mayormente se da el contraste cultural entre la modernidad y la herencia campesina del país.  Hoy es un cantón anclado entre montañas y edificios, que combina en una misma balanza tradiciones y lujos. El pueblo se distingue por sus vetustas iglesias católicas y sus pintorescas casas de adobes, pero a su vez por los grandes centros comerciales y edificios modernos. Además es la cuna de los boyeros, pues aún gran cantidad de escazuceños utilizan las carretas con bueyes para jalar carga agrícola e incluso para el turismo rural.

8. Sus imponentes cerros: ensayo para el Everst

Foto tomada de www.picotours.com
Foto tomada de www.picotours.com

Escazú vive anclado entre imponentes cerros, los famosos cerros escazuceños que rodean al cantón pertenecen a la Fila de la Candelaria. Entre los cerros más altos se pueden mencionar: cerro el Cedral, Rabo de Mico, Pico Alto, Pico Blanco y San Miguel, todos con más de 2.000 metros de altura.

Lea también: Las aventuras turísticas que ofrecen los cerros de Escazú 

Pero no solo eso, sino que su imponencia les convirtió en el escenario perfecto para el reconocido escalador de cumbres Warner Rojas Chinchilla, quien asegura que los cerros de Escazú fueron su lugar de ensayo para subir El Monte Everest. Rojas conoce a profundidad estos cerros, y afirma que en ellos no solo hay una gran riqueza natural, sino que además, su Topografía y Geografía los hace convertirse en la escuela para muchos amantes del montañismo. “Mi entrenamiento como escalador fue en los cerros de Escazú”, destacó Rojas, el primer costarricense en llegar a la cumbre del mundo.

Si usted desea visitar Escazú o vive en el cantón, recuerde que conozcaescazu.com es la guía más completa de información cantonal. Además, si desea información sobre de los negocios y comercios que operan en el cantón, no dude en visitar la guía comercial más completa: CREnlace Escazú 

Comentarios

comentarios

No hay comentarios

Dejar una respuesta